Vellarrón

La máscara del Vellarrón, que está siendo recuperada por el ayuntamiento y las asociaciones culturales, representa un rostro humano, con orejas de garra, barba y bigote hecho con el de oveja negra. La corona está hecha con mimbre y papel (Veiga do Seixo) o tiras de tela (Castrelo de Cima) en colores. El vestido se completa con una camisa de felpa con un triángulo invertido y adornada con una especie de rosetas o flecos de tela que cuelgan sobre ella con cintas de colores; los pantalones están decorados con escamas de colores, en la cintura una tela y un aro. En las piernas: polainas de cuero.
No hace mucho tiempo, estas máscaras salieron en grupos para pedir dinero o más bien bebidas con qué hacer después de una comida para el grupo. vellarróns acompañan otros personajes les gustaría mujer Madama vestido con ropa elegante y el hombre Farrangón disfrazados con ropa vieja y con el rostro cubierto, que era el encargado de recoger los regalos de Navidad que dieron los residentes.

VELLARRON
El vellarrón, mientras hacía sonar las campanas que llevaba en la cintura, con un zorregando sería “naufragio” similar a un centro comercial, las canciones se encuentran en las calles a su paso. La gente decía: viejo, viejo, de terciopelo, ¡pon el dinero en el bolsillo! Para que ahorre el dinero que algunos le dieron.
De acuerdo con la cuenta Xosé Rguez. Cruz, investigadora de las tradiciones y costumbres del Sureste de Ourense, (Huellas sobre indumentaria tradicional en el sudeste de Ourense, Ed. Diputación de Ourense, 2004)

Otro de los trajes de carnaval en Castrelo de Cima fueron las visitas y las danzas de las mariposas.

Vestidos con bufandas, mantas o cualquier ropa vieja, las llamadas mariposas iban de casa en casa, lo que les permitió donde bailaron en medio de chistes y se volvieron a continuar su baile en la calle y luego otra casa, e incluso a su vez todo el pueblo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *